SUB16. #empujaJaime

SUB16. #empujaJaime

Llegó el Ciencias Sub 16 a Lagunillas con amargura y tristeza, por la inesperada y dolorosa noticia que sobre uno de sus dragones recaía a inicios de esta semana. Un solo grito, profundo, y sentido de apoyo a Jaime de un corro formado por ambos equipos, eleva la excelencia de este deporte, que debería ser asignatura obligatoria en los colegios.
Me decía mi padre, y ahora que lo soy yo le doy más razón que a un Santo, que la vida es un cubo lleno de caca, que muy de vez en cuando se vacía para darte satisfacciones, pero que en seguida vuelve a llenarse de mierda. Asqueado por esta cruel enfermedad, lleno de rabia e impotencia por no entender nada, por no poderme responder, y por preguntarme mil veces el por qué, sólo queda esperar, tener esperanza, paciencia, rezar, y sobre todo fortalecer a una familia, que en este momento anda destrozada.
Desde esta ventana que me ofrecéis, os traslado el agradecimiento de todos ellos, pues conocen de primera mano la preocupación que empapa a esta familia científica, de la que ellos se sienten muy partícipes.
De cualquier forma, ha llegado a mis oídos que 13 ¿?, ya tiene algún borrón en papel dedicado a este excelente jugador y mejor persona.
Mañana desapacible en Lagunillas, gris y con llovizna, propia de otras tierras en esta época otoñal, pero muy de rugby, donde se disputaban dos encuentros uno del Sub 16 desarrollo previsto para la jornada 5 pero adelantado, y un segundo por el Sub 16 competición aplazado de la jornada 2.
Muy buenas maneras sobre la práctica del rugby dispuso desde el pitido inicial nuestro Ciencias Sub 16 desarrollo, que desplegó un juego a la mano muy vistoso, rápido y desequilibrante. El contrario también juega, y se lo ponemos fácil cuando nos vamos del partido. Los tres ensayos continuados de Jaén, son más demérito nuestro, que mérito del oponente. Hay que estar los setenta minutos ordenados. Muchas felicidades, y a seguir trabajando.
Misma tesis se expone en el encuentro del Ciencias Sub 16 competición. Quizás, y coincidiendo con la opinión de varios padres, el rival que hasta la fecha se ha plantado más firme en el campo, muy ordenado y severo. Una defensa muy ruda aguantó los envites iniciales de Jaén, que plantó cara hasta que comenzaron a llegar uno tras otro nuestras marcas, se desinfló poco a poco el oponente. La segunda mitad, un monólogo científico. La máquina se va engrasando, y se evidencia el trabajo. Muy bien, y a coger de nuevo el apero.
Parón para ambos equipos hasta la próxima jornada del 3 de Noviembre. Dos semanas que vienen perfectas para entrenar, fortalecer conceptos, y asimilar seguro, nuevas ideas que desarrollarán sobre el césped nuestro cuerpo técnico. El fin no es otro que el que se diviertan jugando al rugby, como lo hicieron ayer en Lagunillas.
Y venció el sol a la tormenta. Me gustaría acabar compartiendo y recordando con todos vosotros, el momento en que ambos equipos se unían en un solo grito para animar a nuestro jugador. ¿Os fijasteis que después de todo un día gris y desapacible, justo en ese momento se abrió el cielo y brilló el sol?.
Estas victorias, y todas las que tengan que venir que seguro serán muchas, van por ti Jaime. Respóndenos con las tuyas particulares del día a día; las vamos a necesitar.
Paco Alfonso
Fotografía: Eva Martín